para Buscar en este blog

Ejemplo: Para acceder a las entradas que incluyan las palabras Sadosky y Clementina , basta colocar las mismas en la ventanita superior.

21/11/2016: Ida Bianchi: Comienzo una segunda etapa: IBM 1401.

Ida Bianchi: Comienzo una segunda etapa: IBM 1401.


Ante todo debo agradecer a Luiggi que señala un error en mi escrito pasado, lo que me obligó a revisar mis papeles y debo corregirme, el curso de IBM 1401 al que asistí era de Diagramación, absoluto y SPS. 

Al mes de terminar el curso, comencé a trabajar en Molinos Río de la Plata del grupo Bunge y Born, uno de los más importantes de aquellos años. 
Junto con Grafa, Alba y Centenera, que también pertenecían a Bunge, tuvimos equipos muy similares que se instalaron prácticamente al mismo tiempo. Eran IBM 1401 de 8 Kb de memoria, 4 unidades de cinta, lectora y  perforadora de tarjetas, impresora y consola (teletipo?). 

La 1401 de Molinos tenía RAMAC 2 de 200 Mb con dos brazos de acceso lo que nos permitía mejorar el tiempo de procesamiento adelantando búsquedas.  
El equipo estaba en un amplio subsuelo, acompañado por una gran oficina de Registro directo y con un plantel de casi 30 perfoverificadoras. 


Aquí estoy yo junto con un compañero. Las mujeres
todavía debíamos usar delantal en la empresa 
Recuerdo que cada uno de los programadores teníamos escritorio y un gran tablero de dibujo que usábamos para dibujar nuestros diagramas que debían ser respetados y corregidos permanentemente. Era obligación que cada diagrama fuera fiel reflejo del programa que estaba en producción en ese momento.

Nuestro vendedor era el Ing. Savanti, en sistemas nos atendía el Ing. Di Masi y el Ing. Forno era el gurú que nos visitaba cuando se necesitaba implementar algo muy especial. 

Y los Grandes también jugaban….

Varias veces los directivos del grupo “tomaban” el Centro de Cómputos durante un fin de semana y competían en un “Juego de Empresas” que era casi un misterio para todos nosotros. Intervenían los top de Bunge,  los gerentes de primera línea de todo el grupo y solían invitar amigos de otras grandes empresas. 

Los juegos estaban a cargo de personal de IBM , que traían el programa e interactuaban con los jugadores. Nosotros proveíamos guardias de programadores, operadores y perfoverificadoras, que apoyábamos con el procesamiento  de los datos. Todo bajo absoluta reserva. 

Los concursantes se dividían en equipos y cada equipo trabajaba en una oficina totalmente cerrada. A cada equipo se les asignaba un mismo capital de arranque y por su lado debían definir todo el plantel gerencial.

Luego se les indicaba el momento y estado del mercado en el que jugarían y se encerraban a discutir y concordar sus estrategias para la nueva empresa. Éstas se pasaban a perforación en formularios crípticos, se listaban, se controlaban y finalmente se procesaban todos en conjuntos en la 1401.

Básicamente se analizaba la selección de productos, inversiones, políticas de venta, producción, estrategias publicitarias, etc. Los resultados con el funcionamiento y proyección de cada empresa se devolvía a todos los equipos, para que pudieran comenzar  una nueva ronda del juego. 

Normalmente consistían en 4 rondas durante el sábado, aunque a veces se extendían a los domingos cuando no estaban satisfechos con los resultados.

Todavía no me queda claro cuan peligrosos podían ser los resultados de estas competencias para algunos jugadores. Quizás el golf era menos comprometido.


Una compañera, Dora Griecco y el que luego
fuera y es mi esposo, Héctor Luis Román.

IDA BIANCHI  

10 comentarios:

  1. Que lindos recuerdos, En 1964 yo trabajaba en el centro de computos de Centenera en el cual instale y use el primer COBOL de la argentina y luego me fui a Bunge central como experto en computadoras en preparación de lo que al poco tiempo fue Proceda , fui el primero que BUnge mandó al centro de computos de Molinos (en el subsuelo) como avanzada de proceda. Que el mundo es redondo no cabe duda , ahora estoy como CIO de AFIP y estoy casi enfrente del ex centro de computos de Molinos
    Jorge Linskens

    ResponderEliminar
  2. Este aporte de Ida despierta emociones especiales en algunos de nosotros, hablo de los ex IBM. Me imagino que la historia que comienza con Y los Grandes también jugaban... debe haber ocurrido a comienzos de los 60, me gustaría saber el año exacto. Les cuento que cuando yo empecé mi carrera en IBM, a fines de 1967, existían por entonces algunos personajes notables, cada uno referente máximo en su rol. Víctor Savanti, con una trayectoria estelar en Ventas, Gerente de la Sucursal Gobierno, ya tenía como destino seguro reemplazar como presidente a Benito Esmerode. Luis Di Masi, Gerente de Ingeniería de Sistemas País, era el padrino de todos y cada uno de los ingenieros de sistemas de la Argentina. Por tanto también era mi padrino, mi tutor, mi mentor, o todas las palabras que uno pueda elegir para alguien que se preocupaba para forjar el destino de cada uno de sus ahijados. Finalmente, ya escribí algo sobre Ricardo Forno en este Blog, que aquí repito: "Empecé a disfrutar y a aprender en serio mi nuevo oficio, Computación, gracias al excelente curso de Assembler que nos dictó". Tiene razón Ida en llamarlo "gurú", en mi caso lo demostró con creces. Es curioso, emocionante y valioso ver a estos tres personajes sobresalientes de la época de oro de la Big Blue, combinados en una misma historia, narrada en forma amena, con algunos detalles divertidos -no sólo jugaban los sábados sino a veces también los domingos!!, otras épocas!! Les cuento también que me consta que estas emociones no son sólo mías. Esta mañana otro ex IBM -algo más antiguo que yo- me llamó para decirme cosas parecidas. Gracias Ida!

    ResponderEliminar
  3. ¡Mea culpa, mea culpa, mea maxima culpa! Yo programé el juego de empresa que "adoptó" Bunge y Born, diseñado por por el Ing. Molina y uno de los cerebros de la Asociación Argentina de Investigación Operativa. La primera sesión tuvo lugar en IBM (Diagonal Norte 933). Fue psicológicamente muy interesante, porque ninguno de los equipos (todos "internos" a Bunge y Born) quería ganarle al de Jorge Born. Cómo éste había sido amigo de infancia de mi madre, a mí no me impresionaba mucho, pero a "sus" ejecutivos era otra cosa.
    David Vergara

    ResponderEliminar
  4. Buen recuerdo de Ida, que no tengo el gusto de conocer pero.. me trajo a la memoria el curso que hice en el año 1963 de lenguaje 1401, diagramación SPS y después Autocoder.
    Trabajé con IBM 1401 fines 1966/67 en Gas del estado, Dpto. Compilaciones, como analista programador y como operador.
    Tal vez alguno de esa época de Gas se acuerde. Había 3 IBM 1401 c/u con 3 unidades de cinta 720 o 729 creo.., lecto/perforadora 1402 e impresora 1403. También con 8K de memoria real.
    Anécdota: El pgm sort estaba, obviamente, en tarjetas.. una caja de 2000 fichas mas o menos y solo una tarjeta se cambiaba con los datos de clasificación la Sort Fields. Era normal abanicar un manojo de ellas en la mano para que se lean mas fácilmente. Pues.. un manojo se me voló de la mano por el aire … hubo que pedir un nuevo sort a IBM.
    saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No por nada en el Imperial College nos obligaban, bolígrafo o marcador en mano, a trazar una diagonal en el borde superior de las tarjetas. Esto te resolvía el problema si eran 100 o 200 pero claro, ¡si era una caja entera te podías pasar días ...!

      Eliminar
    2. Tiempos heroicos aquéllos, eh. Espero que me disculpen si lo conté antes, pero aquí va una anécdota sobre el sort.
      En aquella época, el sort era uno de los procesos que más tiempo ocupaba. Esta vez era con cintas magnéticas. Había una primera fase, donde los registros eran ordenados mientras cupieran en RAM, y luego se grababan los bloques de manera alternada en dos o más cintas magnéticas. Luego venía la fase de intercalación, donde desde una cinta se leían los datos y se grababan, ya intercalados, en otras (por lo menos 2). La intercalación podía tomar varias "pasadas", según el volumen de los datos.
      Una vez, el equipo de La Franco Argentina, compañía de seguros, estaba descompuesto o en uso para otros procesos, no lo recuerdo bien, y los operadores de La Franco concurrieron con sus cintas al Centro de Cómputos de IBM, presididos por el Jefe de Equipo, cuyo nombre no recuerdo, pero que tenía la particularidad de iniciar sus discursitos / anécdotas con la frase "desde el inicio". En la central de IBM teníamos una 1401 con cintas magnéticas 7330 (creo), más baratas y de inferior calidad que las anteriores. Vinieron con una enorme cantidad de datos en cinta, para ordenarlos con el sort. Recuerdo que el proceso duró varias horas, y en la última pasada, una de las unidades de cinta se atascó y dejó una parte del medio de la cinta estirada como uno de esos fideos huecos. El jefe de equipo estaba desesperado. Vuelta a pasar el sort, y de nuevo una cinta hecha fideo. Creo recordar que aquella vez no pudieron completar el proceso, y tuvieron que dejarlo para el día siguiente en La Franco.
      Por eso, siempre se trataba de evitar los sorts, procesos a veces gigantescos. A quien le interese, le recomiendo el librito de Jon Bentley "Programming Pearls", donde en uno de los capítulos cuenta una anécdota de cómo, en un caso particular (registros faltantes o duplicados), logró que un colega zafara de un proceso larguísimo al evitar el sort por completo. El librito es bastante viejo, pero no ha perdido actualidad.

      Eliminar
  5. Corrijo. Escribí "desde una cinta se leían los datos y se grababan, ya intercalados, en otras (por lo menos 2)." La entrada en esta fase era no con una sino con dos o más cintas, así que normalmente el equipo debía contar con por lo menos 4 unidades de cinta. Hay formas de reducir este mínimo de unidades de cinta, pero no lo voy a explicar aquí.

    ResponderEliminar
  6. Un par de anécdotas más, que tampoco recuerdo si ya las envié.
    Ese mismo cliente (La Franco) guardaba lotes de tarjetas en cajones de nuestras oficinas. Uno de los programadores escribía con marcardor, en el lomo de un lote, "VIDA", lo que quería significar "seguros de vida". Solía aparecer un jodón que cambiaba el nombre, escribiendo "VIDA MÍA". El otro lo tiraba, volvía a perforar el lote (ejecutable) y de vuelta le escribía "VIDA". Y así siguiendo.
    La otra anécdota:
    No recuerdo cuál era el cliente, pero sé que uno tenía unos lotes de tarjetas en cuyo lomo había escrito algo así como "ODJEJUJO NA SUNKUDA", o como fuera. El hombre era húngaro, croata o quién sabe qué, y eso significaba "LOTE DE TARJETAS VÏRGENES". Así lograba evitar que le "afanaran" las tarjetas para otros usos.

    ResponderEliminar
  7. Releyendo lo anterior, me acordé que quien proveyó la traducción fue Ana María Silverberg, de origen croata, una de las secretarias del Centro de Cómputos. Así que, usando el traductor de Google, llegué a la conclusión de que ese texto debía ser algo así como "serija praznih kartica".

    ResponderEliminar
  8. Agradezco a Ida y a Hernán la calificación de "gurú" que me han otorgado.
    Sin embargo, una vez recibí un elogio más excedido.
    No me pregunten por los detalles, pero una vez vino un programador diciendo que un lote de unas 100 o 200 tarjetas provocaba un error al usarlo. Le dije: "¿Me permite el lote?". "Cómo no", y me lo entregó. Examiné las tarjetas abanicándolas como dice Barrionuevo, tomé una del medio y expliqué: "Acá está el error". "¡Parece un mago!", respondió el programador. Pienso que fue por una de esa cosas como la X en 80, o quizá porque al mirar el lote al trasluz vi una identificación distinta en las últimas columnas.
    3a ley de Clarke: "Toda tecnología lo suficientemente avanzada es indistinguible de la magia."
    Aquella tecnología no era en absoluto muy avanzada, pero era lo "suficientemente" avanzada.
    Si no lo creen así, les comento que en la Caja de Ahorro Postal, un programador intentaba descubrir las diferencias entre dos lotes de tarjetas imprimíéndolos en hojas distintas y mirándolas superpuestas contra uno de los vidrios del salón.
    Y como existía una rutina de "error de cinta magnética", provisto por IBM, otro había diseñado (y la usaba) una rutina de "error de multiplicación". Ejecutaba la multiplicación hasta 10 veces mientras hubiera resultados diferentes... No comments.

    ResponderEliminar

Comentarios son bienvenidos. Pero deben ser con identificación del comentarista, mail incluido. Los comentarios anónimos son eliminados.
¿Cómo hacerlo?: 1) clic en ventanita a la derecha de comentar como; 2) clic en la opción Nombre/URL; 3) completar nombre y clic en Continuar; 4) Escribir comentario y clic en Publicar. Si el comentarista no es miembro del Blog debe incluir su mail.
Hernán